Turdetanos: 500 - 206 AC

Según Jorge Bonsor, la colonización fenicia tuvo un importante papel en la posterior conformación de los pueblos ibéricos. Así, clásicos autores de la historiografía sevillana, siguiendo a Plinio, establecieron que la mitad sur del Aljarafe estuvo habitada por los pueblos alóstigos y alontigicelos (estos últimos cerca del río Guadiamar).

Y que la colonización no se restringía sólo a la fundación de ciudades costeras, si no que alcanzó el interior de Andalucía y tuvo aquí un móvil agrícola.

El eclipse de la cultura tartésica no impide que muchos de los asentamientos que se formaron incluso en el periodo geométrico sigan estando habitados en el momento en el que surge la otra gran cultura protohistórica: la cultura ibérica, y en concreto la llamada turdetana, asentada en sur peninsular (el valle andaluz del Guadalquivir), que dentro de los pueblos ibéricos serán los que tienen una mayor carga de elementos orientales.

Exvoto ibérico

Su límite occidental es el río Guadiana, y a oriente son los carpetanos y oretanos (más al norte) los pueblos que limitan la Turdetania, es decir, la antigua frontera de Tartesos, como recientemente han mantenido A. Ruiz y M. Molinos. Limitaban con bástulos y bastetanos al sur y al este. La costa es bastetana, cuyos pobladores habitan en la Turdetania, y podrían ser algunas de las antiguas factorías o colonias fenicias. Pueblo muy culto del que no nos ha quedado casi nada, que tuvo cecas muy importantes como Obulco, Carmo, Corduba, etc.

Según A.J. Domínguez Monedero, el término tiene sólo un valor geográfico, no ligado a ningún pueblo concreto. L.A. García Moreno (1989) acepta la ecuación Tartessos / Turdetania, como anteriormente lo habían hecho Schulten y Tovar, pero con algunas precisiones. La primera es que la forma Turdetania, y sus etnónimos túrdulos y turdetanos, sólo aparece en autores posteriores al siglo III. y la segunda es que el término de Tartessos y tartessios la emplean historiadores y geógrafos griegos más antiguos, anteriores a finales del siglo III. No obstante, autores griegos y romanos utilizan indistintamente Turdetania / Tartesios. Podría, pues, emplearse el término tartesio / turdetano, en lugar de ibero / turdetano, para los habitantes de la antigua zona tartesia de Andalucía occidental, que corresponde, en opinión de algunos autores, al mismo concepto étnico y cultural. De aquí que se haya defendido a los turdetanos como los tartesios, pues la Turdetania es una realidad cultural distinta a otros pueblos “ibéricos” de la misma época. A estos habitantes se les llama turdetanos y túrdulos que unos creen que son los mismos; más según otros dos pueblos distintos. Polibio está entre estos últimos, pues dice que los turdetanos tenían como vecinos por el norte a los túrdulos. Hoy día no se aprecia diferencia entre ambos.Mapa pueblos prerromanos andalucía

Los turdetanos, herederos de la tradición tartesia, fueron un pueblo íbero que estuvieron más de dos siglos y medio bajo el yugo cartaginés. Los romanos, que más tarde vencieron a los cartagineses e invadieron la Península Ibérica, llamaron a la región ocupada por aquellos pueblos, Turdetania —la antigua Tartessos—. Estrabón (63 a.C. - 24 d.C.), menciona en el libro III de su Geografía, que los turdetanos tenían fama de ser los más cultos entre los íberos, pues tenían una gramática y poseían anales escritos de antigua memoria, poemas y leyes en verso que, según ellos, tenían más de 6.000 años (años que algunos corrigen por versos). Con ello, se recogía así el legado de Tartessos, que se perpetuaría en el turdetano, con un nombre que habla por sí sólo de las diferencias y de la continuidad. Las primeras tuvieron entre sus determinantes una cada vez más intensa penetración territorial de los púnicos —hasta el punto de que Estrabón llegará a decir que la mayoría de las ciudades de la Turdetania y de las regiones vecinas estaban pobladas por ellos. Pero, tanto en el ámbito estrictamente púnico como en el turdetano, se observa una rápida recuperación del pulso cultural y económico, y una gran actividad a partir de la inflexión del siglo VI. Lo mismo que ocurriría en la Alta Andalucía y el Sureste de la Península, donde el germen de la cultura tartésica, extendido ampliamente en este ámbito durante la etapa orientalizante, promovió el proceso formativo de la personal cultura ibérica clásica. En resumen, la trayectoria histórica y cultural tartésicofenicia de la época orientalizante, se transformó en la ibérico-púnica que caracterizó a la España mediterránea -con gran influencia en los demás territorios— hasta los tiempos de la conquista romana.

También Estrabón, hablando de la Turdetania destacaba, además de su riqueza agropecuaria, la abundancia de minerales..., motivo de admiración, pues si toda la tierra de los iberos está llena de ellos, no todas las regiones son a la vez tan fértiles y ricas..., ya que es raro se den ambas cosas a un tiempo y que en una pequeña región se halle toda clase de metales” (Estr. 111,2,8). Presentaban una economía básicamente basada en los cereales, la vid y el olivo (cultivos que introdujeron y potenciaron los cartaginenses), y exportaban trigo, mucho vino y aceite, este último en cantidad y calidad insuperables. En nuestra región, la explotación intensiva de las minas y el desarrollo de una importante metalurgia contribuyó a la fabricación de armas (que se destinaban a los ejércitos cartaginenses) y perfeccionamiento de la orfebrería.

Tampoco acusan los turdetanos la importante eclosión de la estatuaria ibérica antigua, ni adoptan el idioma, ni el nuevo alfabeto ibérico, conservando tanto su propia lengua (de filiación indoeuropea antigua, según Untermann, Correa..) como el viejo signario tartessio, siendo así el único pueblo íbero que no llega a adoptar el alfabeto de los íberos. Se trata sin embargo del pueblo más civilizado de la península a la llegada de los romanos. Sociedad dividida en clases y estructurada en territorios a cargo de régulos, que vivían rodeados de lujo a la manera de los déspotas orientales, según Atheneo. De extraordinaria riqueza en agricultura (olivo, cereal, vid, hortaliza...), y urbanismo (pueblo con mayor número de ciudades de Hispania); con industrias derivadas de todas estas actividades: elaboración de aceites y vinos.Ptolemeo3Mapamundi ptolemaico

Autores como Serrano Ortega, y después de él muchos más, siguiendo la Cosmografía de Claudio Ptolomeo, uno de los eruditos más notables de Alejandría, situaron la ciudad turdetana de Osca como base de la actual Umbrete, aunque esto no está del todo probado, por lo que no deja de ser una mera especulación. No obstante, los 5° 37º 15’ de longitud y latitud que aporta en el siglo II d.C. el geógrafo y astrónomo greco-egipcio sobre su localización en la derecha del Guadalquivir, se acercan mucho a las coordenadas de la población de hoy. La imagen que Ptolomeo forjaba de tierras lejanas es, sin duda, fantástica, mientras que la descripción de la cuenca del Mediterráneo revela la exactitud, notable para la época, de sus fuentes, y por ello fueron utilizadas como mapas militares del Imperio Romano.

Moneda de la Osca Romana

Puede inducir a confusión la Osca de los turdetanos (que se asentaba sobre la actual Umbrete) con la Osca romana (también denominada Bolskan –Huesca-), y de hecho algunos autores parecen no tenerlo claro. Son las referencias de Ptolomeo los que hacen un localización diferencial de la ceca umbreteña.

Para Serrano, ya citado, Osca batía moneda autónoma, quizás confundido con la Osca oscense (en el siglo I a.C., se elegían retratos de divinidades o figuras alegóricas -Marte, Victoria, Hércules, Sol, Concordia, etc.- o el retrato del emperador victorioso (Augusto) para el anverso de las monedas, y en los reversos continuó utilizándose la simbología local del jinete ibérico- ), aspecto que no encontramos en otros textos, teniendo importancia bajo la dominación romana y “habiéndose encontrado en todo tiempo en sus alrededores restos arqueológicos de las pasadas centurias, en mármol, de los que algunos pasaron a adornar el Palacio que la Mitra de Sevilla posee en dicho lugar, a más de los muchos que se llevaron de Itálica a igual fin, como estatuas y columnas, de las que muchas han pasado a la capital para adorno de paseos y jardines públicos”.

 

¿Te ha gustado?
¡Comparte!

Eventos de agenda

No hay eventos desde el día de hoy, 23/08/2019

Ver calendario de eventos

Últimas Noticias

Más noticias

INAUGURADA LA FERIA DE UMBRETE 2019

INAUGURADA LA FERIA [...]

Semana de Feria de Umbrete 2019

22/08/2019

FINAL XV TORNEO DE DOMINÓ

FINAL XV TORNEO DE [...]

Feria y Fiestas Patronales Umbrete 2019

21/08/2019

PROTECCIÓN CIVIL ESTARÁ EN LA FERIA

PROTECCIÓN CIVIL [...]

Presencia de los voluntarios de Protección Civil de Bollullos de la Mitación

21/08/2019

INAUGURACIÓN FERIA UMBRETE 2019

INAUGURACIÓN FERIA [...]

Del miércoles 21 al domingo 25 de agosto

21/08/2019

CONCURSO SEVILLANAS

CONCURSO SEVILLANAS

Jueves 22 de agosto

20/08/2019

Diputación de Sevilla Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas	- Gobierno de España Fondo Europeo de Desarrollo Regional